jueves, 9 de febrero de 2017

Resumen de lecturas [Enero 2017]


Se avecinan cambios para el blog, pero de esto ya hablaré en un post más adelante, cuando organice bien las ideas. El caso es que las reseñas van a ser escasas, pero no quiero dejar el blog sin publicaciones, y creo que un resumen de lecturas semanal es una buena forma para resumir en dos o tres lineas mi opinión sobre lo que he leído (y quizá visto) durante dicho mes. Esta sección la dejé abandonada en julio de 2016, la retomé con un vídeo en el canal de Youtube, pero ahí ha quedado la cosa. Y lo cierto es que me gusta resumir las lecturas y verlo todo en retrospectiva. Todo sea por no quedar en el silencio y porque esas reseñas que se me quedan a medias sigan teniendo voz. Vamos allá.

La tierra permanece, de George R. Stewart 
Gigamesh se puso las pilas a finales de 2016 y desde la Eurocon publicaron una serie de novedades bastante interesantes. A mí por lo menos me bombardearon la pila con artillería pesada. Aproveché el final de las navidades para leerme las dos novelas apocalípticas que habían publicado. En este caso un clásico retraducido y con una edición impecable. Una gratísima sorpresa la novela de Stewart. Un tono pausado, lírico y sobrecogedor para narrar, literalmente, el fin de la civilización.

Apocalipsis suave, de Will McIntosh [Reseña
Quizá buscaba algo más parecido a la anterior, o quizá todo lo contrario, el caso es que esta novela me pareció algo inferior a la de Stewart, que, por haberlas leído seguidas, no pude evitar comparar. Aún así me pareció descorazonadora, brutal, dura y directa. Una crónica que parece alertarnos con un mensaje claro: vamos cuesta abajo y sin frenos. Y ya no hay tiempo de parar. 

Ella en la otra orilla, de Mitsuyo Kakuta  [Reseña
Ya lo dije en la reseña: nunca me hubiera imaginado que me leería una novela sobre una ama de casa y sus andanzas por hacer nuevas amistades. Está fuerísima de mi zona de confort, pero la novela alza un grito de guerra contra los estándares de la sociedad japonesa tan potente que me enganchó sobremanera. Además, rebosa deuna ternura tremenda. Las pocas veces que salgo de mi zona de confort (género fantástico), es para leer a autores japoneses. Y vale la pena.

Herba negra, de Macip Garzón [Reseña
De esta novela he hablado en el blog y en el Neo Nostromo. Novela (también) apocalíptica que me sorprendió muchísimo. Escrita a cuatro manos por Ricard Ruiz y Salvador Macip. Espero que pronto la traigan en castellano (id a escuchar la reseña al podcast, mangurrianes.

Stories of Your Life, de Ted Chiang 
Tenía la antología de Ted Chiang pendiente desde hace años (maldito Librero del Mal), pero saber que iba a ver la peli fue la gota que colmó el vaso: antes quería leer la recopilación de relatos. Y buf. Algunos de ellos son los mejores relatos de CF que he leído en mi vida. Puro sentido de la maravilla. Hay que ser diferente y mágico para ver el mundo con los ojos de Chiang. No lo dudéis ni un segundo.

La sociedad gastronómica y otros cuentos, de VV.AA. 
Si algo no aguanto, es que una editorial trate de tontos a los lectores. No es la primera vez que me encuentro con un texto en Quaterni cuya traducción chirría mucho, y que además está preñado de faltas y con un estilo bastante malo. No quiero hacer sangre, Quaterni es una editorial que siempre me ha gustado. Son pocas las que publican literatura japonesa, y suelen tener buen ojo para escoger obras, pero es que son varias, y consecutivas. Pronto habrá reseña en El peso del aire, pero ya adelante que voy algo enfadado con este texto. Porque además el libro contiene relatos excelentes de autores aclamadísimos. Así no.

Welcome to the Medical Clinic at the Interplanetary Relay Station, de Caroline M. Yoachim 
Relato cortito de CF que podéis leer gratis justo aquí. Nunca dejo de admirar a los autores que combinan la comedia y la ciencia ficción. En este relato, Yoachim lo hace de maravilla. Gran recomendación de Odo y Mangrii.


The Long Way to a Small Angry Planet, de Becky Chambers 
Novela de ciencia ficción space opera que creo que va a dar bastante de qué hablar. Divertidísima, con un tratamiento del género bastante original y que me ha sorprendido muchísimo. La autora ha pasado por completo de clichés y estándares del género y ha escrito lo que le ha dado la gana. Una novela redonda, que funciona y la cual he disfrutado muchísimo.

The Fortress at the End of Time, de Joe M. McDermott 
No puedo decir lo mismo de este peñazo. Larga, cansina, con un taco de paja enorme, personajes incoherentes. Me sorprende que Tor.com haya publicado esto en su línea. Ni siquiera ofrece un punto de vista interesante sobre la ciencia ficción bélica. Una grandísima decepción. Terminé leyendo el libro en diagonal por no dejarlo abandonado, pero poco le faltó. Una pérdida de tiempo.

You'll Surelly Drown Here If You Stay, de Alyssa Wong 
Bestial relato western de la magnífica Alyssa Wong. Se me acaban sus textos y es que es de las relatistas breves que más me gustan actualmente. Muy recomendable.

El cielo roto, de Gabriella Campbell y José Antonio Cotrina
Novelita corta que forma una pentalogía junto a su segunda parte. Como estaba gratis me la bajé y me la leí en una noche. Brutal. De verdad, es BRUTAL. Tanto que compré el segundo mucho antes de terminar el primero. Recomendadísimo si os gusta lo macabro, lo apocalíptico, los demonios, lo abismal y un texto escrito con muchísima habilidad. Brutal.

Killing Gravity, de Corey J. White 
Y otra brutalidad de texto, en este caso una historia en la cual Mars, es una astronauta perdida que huye de una corporación que la convirtió en una máquina de matar. Puede hacer una especie de magia con la cual APLASTA NAVES ESPACIALES ENTERAS. Me lo he pasado genial y tiene algunos fragmentos memorables. Y tan solo 100pgs. 

Escatología de andar por casa, de Bandinnelli 
Y terminamos con una enorme sorpresa. A Bandinnelli ya le había leído antes, pero con esta antología me ha robado el corazón. Relatos personales, muy, muy originales, y que algunos de ellos pueden tanto sacarte una carcajada, como volarte la cabeza. Bravo, Bandinnelli, esta obra es de referencia en la ciencia ficción humorísitca española. Bravo.

Volveré a por más el siguiente mes, lo prometo.